Definición ABC » Ciencia » Planta

+

Definición de Planta



Las plantas son el principal objeto de estudio de la botánica y, en términos científicos, son todos los organismos multicelulares con células vegetales. En otras palabras, las plantas son aquellos seres vivos que obtienen energía de la luz solar captada a través de la clorofila presente en ellas y especializadas en realizar procesos de fotosíntesis que convierten dióxido de carbono en nutrientes químicos para subsistir. De esta conversión surge espontáneamente el oxígeno y es por eso que las plantas son también vitales para la subsistencia de otros seres vivos como la raza humana.

Distintos seres vivos son considerados dentro del reino de las plantas y en suma se puede decir que éste está conformado por las plantas terrestres y las algas. Si bien en el pasado se consideraba como propios de este reino a los hongos y a otros seres vivos que no fagocitaban o ingerían alimentos, actualmente los reinos vivos están mucho más claramente definidos.

Específicamente, se dice que las características propias de una planta son el nivel celular conocido como eucarionte, la nutrición que se da a través de fotosíntesis, respiración y transpiración, el metabolismo del oxígeno, una reproducción que puede ser asexual o sexual con gametos y zigoto y con esporas, un tipo de vida pluricelular y una estructura con plasmodesmos.

La planta común se divide en raíz, tallo, hoja, flor y fruto. Se distinguen entre las plantas a aquellas que son anuales (suelen ser las que tienen flor u otras como el mijo y el trigo), las que necesitan dos años para completar su ciclo o bienales (acelgas, rábanos y otras), y las que subsisten por más de dos años (entre ellas, la mayoría de árboles y arbustos).

A lo largo de la historia y actualmente, las plantas han tenido diversos usos para la raza humana, empezando por el alimento y la nutrición (frutas y verduras), la transformación o utilización de sus componentes para producir medicamentos o productos de belleza (por ejemplo, el aloe vera), o incluso para desarrollar vestimenta, muebles y todo tipo de objetos funcionales o decorativos.
Principalmente, la inclusión de espacios verdes en casas, barrios y ciudades tiene el objetivo de purificar el aire y contrarrestar los efectos de la generación de dióxido de carbono por parte de la actividad humana.

 

Si te gusta la nota, ayuda por favor con un "me gusta"